902 646 331 Lun-Vie 9.00-15.00h

Puertollano (Ciudad Real)

Top

Corregimos los 5 errores más comunes del SEO

Corregimos los 5 errores más comunes del SEO

Hoy en día, es muy fácil ser experto en todo. Creas un blog, compartes algún que otro artículo, convences a todo el mundo de que tienes el conocimiento y la experiencia que te convierte en referente en ese sector, y si le echas mucha cara, incluso puedes desarrollar un “método” con tu nombre y cobrar una fortuna por la información que compartes.

Pero lo cierto es que, esa información, no siempre aporta valor al lector. De hecho, en muchas ocasiones, no hace más que sumarse a su confusión.

El tema del SEO es un ejemplo clarísimo.

¿Cuántas agencias te dicen que debes escribir textos que superen las 1000 palabras siempre si no quieres pasar sin pena ni gloria en Internet? ¿Y de cuántas habrás oído decir que utilices todas las palabras clave que puedas en tus textos sin preocuparte de la naturalidad del texto? ¿O cuántas te habrán sugerido que atiborres tus textos de palabras clave larguísimas porque, en teoría, son mucho más específicas?

Estos son los 5 errores #SEO más comunes y cómo corregirlos Click to Tweet

Y, al día siguiente indagas un poco por la red, y te aparece información totalmente contradictoria sobre el tema.

Por eso, hay que tener mucho cuidado. Y, por eso precisamente, hemos decidido intentar corregir cinco errores que se siguen perpetuando por Internet sobre las normas del SEO.

Así que, si te interesa mejorar el posicionamiento de tu negocio en Google, pero te pierdes entre tanta información y tanto experto de SEO, te recomendamos que le eches un vistazo.

En este vídeo corregimos los cinco errores más comunes que se perpetúan en Internet sobre SEO y que, seguramente, te están confundiendo e impidiendo tu mejora (y, consecuentemente, tus ventas). Descubre esos errores que se han ido perpetuando en Internet hasta llegar al punto de no saberse si son realidad o pura fantasía.

¡No te lo pierdas!

 

Transcripción del vídeo

¿Quieres mejorar el posicionamiento de tu negocio en Google?

¿Intentas acceder a las primeras posiciones del buscador, pero te pierdes entre tanta información sobre SEO?

¿Te confunden las distintas opiniones de tantos expertos en el tema?

¿Sí?

Entonces, te recomiendo que no te pierdas este vídeo porque en él vamos a corregir los cinco errores más comunes que se perpetúan en Internet sobre SEO.

 

Primer error: insistir en la “densidad” de palabras clave

¿Cuántas veces habrás oído aquello de que la palabra clave que más te interesa debe aparecer al menos en un 1% del texto? Algunos incluso hablan de un 1,5 o un 2%.

Lo cierto es que, a Google le da lo mismo si repites esa palabra clave 10 o 15 veces a lo largo del texto. De hecho, puede que esa repetición tenga el efecto inverso, y el buscador te penalice por crear un texto poco atractivo para el lector.

A Google le preocupan otros factores SEO mucho más importantes que la densidad de la palabra clave. Por eso, te recomiendo que incluyas esa palabra en el título de la página o artículo, en los encabezados y cuando pueda aparecer de manera natural en el texto.

No hace falta que lo fuerces.

Lo que sí debes forzar es la calidad.

Asegúrate de ofrecerle un texto informativo y cautivador, y no te preocupes tanto de la densidad de las palabras clave.

 

Segundo error: insistir que “cuanto más largo, mejor”

Este es un debate que está dando mucho de sí.

Hoy por hoy, ganan los que insisten que “cuanto más largo sea el texto de tu web o de tu blog, mejor”.

Pero, lo que cuenta, como os comentaba antes, no es ni la longitud ni la densidad, sino la calidad.

Aún y así, no cabe negar que, en ciertos casos, la longitud sí que juega un papel importante.

¿En qué casos?

Pues imagina que vendes calcetines de lana nueva zelandesa. En ese caso, nadie esperaría que escribieras 1.000 palabras sobre tus calcetines. Con una descripción de 100 o 200 palabras centrada en los beneficios para el comprador, tienes de sobras.

Pero, si gestionas una agencia de marketing digital, o un bufete de abogados especializándote en propiedad intelectual, por ejemplo, te conviene crear un texto extenso, informativo, y sobre todo muy claro y comprensivo para el lector que llega a tu web.

No te preocupes, si tu texto pasa el control de calidad, el lector no va a tener ningún reparo en leérselo, aunque supere las mil palabras.

Pero, recuerda, no tienes por qué llegar a esas extensiones.

 

Tercer error: insistir en palabras clave de extensión ridícula

¿Cuántas veces te pones a leer un texto y notas que está atiborrado de palabras clave larguísimas que le dan un ritmo muy poco natural?

¿No te ha pasado?

Sí aquello de: reparación de motores de coches japoneses en Alcobendas.

Y, esa frase interminable aparece repetida varias veces a lo largo del texto, convirtiéndolo en un texto poco agradable de digerir.

Céntrate en guiar al cliente hacia el objetivo que te interesa, utilizando llamadas a la acción efectivas. Por ejemplo, reemplaza ese interminable “reparación de motores de coches japoneses en Alcobendas” con algo como “¿El motor de tu querido Mitsubishi está llegando a su final? Solicita hora aquí y visita nuestro taller especializado en Alcobendas”.

¿No te parece una opción mucho más natural?

Le recuerdas el problema que tiene, y le diriges hacia la solución sin matarlo de aburrimiento.

 

Cuarto error: insistir en colocar texto SEO en la parte inferior de la web

Muchos opinan que, la parte menos visible de la web es el lugar ideal para intentar atraer a Google con lo que ellos llaman textos SEO.

¿Y qué hacen?

Atiborran esa parte que no está a primera vista del cliente de un texto muy poco legible y lleno de las palabras clave que les interesa.

Yo te recomiendo que no lo hagas: si el texto no va a aportar ningún valor al cliente, no lo pongas en la web, sea en la parte que sea.

 

Quinto error: tener cero tolerancia con la duplicidad

Sí, es cierto que una de las leyes de oro de Google es que no deben existir textos duplicados. Y, estamos totalmente de acuerdo con ella.

Aún y así, hay ocasiones en las que es posible o bien copiar alguna parte del texto, o bien reproducir el contenido de otro autor sin despertar la ira de Google.

¿Que quieres reproducir una cita que te ha llamado la atención o las especificaciones técnicas de un producto? Adelante. Simplemente indica de dónde proviene el texto, y punto.

¿Que quieres colgar un artículo que te ha llamado la atención en tu propio blog?

Utiliza la etiqueta rel=“canonical” con el enlace de origen y Google sabrá que se trata de un artículo publicado primero en otro blog.

 

¿Qué tal? ¿Mejor? ¿Hemos aclarado algunas de las dudas que tenías sobre los principios básicos de SEO?

Eso esperamos.

No olvides que es importante ser selectivo a la hora de filtrar la información sobre este tema, o sobre cualquier otro tema de marketing digital disponible en la web. Recuerda que es mucha, y no siempre acertada.

¿Necesitas ayuda? Ponte en contacto con Bukimedia. Estaremos encantados de echarte una mano.

Ahora te toca a ti

Nos encantaría leer tus comentarios y experiencias al respecto. Estamos seguros de que son muy enriquecedores. Y si te ha gustado este vídeo, recuerda compartirlo en tus redes sociales o enviarlo a personas interesadas.

¡Un abrazo!

Mi labor en Bukimedia consiste en hacer que las empresas le saquen la máxima rentabilidad económica a Internet. Trabajamos con pasión la analítica web, el posicionamiento web en buscadores (SEO), el marketing de contenidos, las campañas de anuncios en AdWords (SEM) y la optimización de procesos automatizables en Internet.